A pesar de que el la mayoría de las culturas no nos comiéramos su carne ni nos bebiéramos su leche, el perro fue el primer animal que se incorporo a la vida cotidiana del ser humano, bien por motivos de protección, ayuda, adaptación… o por que sencillamente nos hicimos amigos y compañeros. En un principio...